¿Una cuesta de enero más empinada?

Vista de la ciudad con grúas de obras

¿Una cuesta de enero más empinada?

Técnicamente, la cuesta de enero es la subida de precios, tarifas y tasas de servicios públicos como el transporte público, correos, los peajes o las tasas administrativas que se materializa al inicio de cada año y que afecta, en mayor o menor medida, a la capacidad de compra de los ciudadanos.
Más coloquialmente, la cuesta de enero es el ‘via crucis’ que deben afrontar los consumidores para llegar al final del primer mes del año de una pieza.
La cuesta del 2019 trae una gran dosis de incertidumbre bajo el brazo. La reducción del poder adquisitivo de las familias en enero se produce justo después de los tradicionales desembolsos en consumo por la Navidad, Fin de Año y Reyes, aunque se verá aliviada, en parte, por el inicio de unas rebajas de invierno cada vez más desdibujadas por la confusión normativa.
¿Por qué hablamos de incertidumbre? Según el Banc Sabadell, «las mejoras cíclicas han conseguido máximos, pero en el 2019 la ralentización de los indicadores avanzados muestra una actividad económica menos dinámica en un entorno donde la tendencia al alza de los tipos de interés se globaliza».
Prevé, por ello, que «el aumento de los tipos de interés tensionará las condiciones financieras. En un contexto donde la valoración de los activos ofrece poco margen de protección, es previsible un incremento de la volatilidad en los mercados».

CONSEJOS

Ante esta situación, ¿qué podemos hacer, los ciudadanos de a pie, para que la cuesta de enero -uno de los meses más complicados del año desde el punto de vista doméstico- no sea tan empinada?
 Aplicar el sentido común, pero unos consejos básicos no irán mal para ayudar a superar con éxito el reto. 
Según los expertos, es muy importante hacer un estudio de los gastos familiares para planificar mejor los futuros desembolsos, especialmente los gastos fijos (hipoteca, recibos de agua, luz y gas...), y saber de cuánto se dispone para otro tipo de gastos no imprescindibles.
También hay que comparar antes de comprar, ya que es la mejor manera de maximizar el ahorro familiar (es útil comparar precios en internet antes de efectuar una compra, pudiendo llegar el ahorro a superar el 30%).
Por otro lado, hay que controlar los gastos no prioritarios (los gastos variables), ver si una compra es realmente necesaria y si va a descuadrar el presupuesto familiar. Si no se tienen muchos recursos, hay que huir de la compra por impulso.

CONSUMO RESPONSABLE

Relacionado con esto, hay que evitar, en plena época de rebajas, los productos ‘gancho’, y saber cuál era el precio anterior del producto y comprobar la realidad del descuento publicitado. 
La apuesta por el consumo responsable es otra de las recomendaciones de los entendidos, pues es una de las mejores formas de ahorrar en servicios como la luz o el agua. Las bombillas de bajo consumo, utilizar la calefacción de una manera racional o pasear en lugar de coger el coche en trayectos cortos son algunas buenas soluciones.
De sentido común es, en este inicio de año y siempre, no abusar de las tarjetas de crédito, no aplazar los pagos ni optar por un pequeño préstamo, así como no caer en la tentación de los típicos caprichos en rebajas.
Podemos, en cambio, contratar nuevas -y más baratas- tarifas de luz, gas o telefonía, o aprovechar las verdaderas ofertas y promociones de las mismas rebajas.
Como apuntábamos, el panorama económico no parece claro, aunque sectores como el inmobiliario parezcan indicar lo contrario. Algunas voces comienzan a alertar del riesgo de una inminente crisis económica global, antes del 2020, que podría empezar por Estados Unidos. Su llegada, intensidad y duración dependerán de la clase de recesión que sea: de tipos de interés, de crédito o de inflación. Las decisiones de inversión y de gasto deben ser, pues, plenamente meditadas.
Afortunadamente, no todo es negro o gris. El Gobierno central ha aprobado una subida del 22% del salario mínimo interprofesional (SMI), hasta los 900 euros, que, sin duda, aportará una mayor liquidez a las familias (subida que podría alcanzar los 1.000 euros en el 2020).

 

Joaquin Martín

Periodista

Joaquin Martin, periodista